Fundo Los Hornos de Aculeo

Altos de Cantillana, a apenas 45 minutos del centro de Santiago, se ha convertido en uno de los Parques Naturales Privados más interesantes de Chile. Primero, por ser un lugar donde la vegetación y algunos animales son exclusivos del lugar. Es la naturaleza que existió en toda la zona central en la época de las últimas glaciaciones, pero después de ellas, se extinguió.

Por su altura y condiciones geográficas, este macizo de la cordillera de la costa mantiene estas condiciones y especies tan importantes como el Roble de Santiago, el matoasto o la avellanita.
Es de un gran interés para el turismo de especialidades. Sobre todo la observación de la naturaleza, experimentar la vida de los arrieros y sentir una bellísima soledad, a pocos kilómetros de Santiago.

El Fundo Los Hornos de Aculeo, es propietario de gran parte de estos cerros y de uno de los principales accesos. Por esta razón está empeñado en un proyecto para salvaguardar los valores naturales dándole una enorme importancia al valor de lo agreste y lo virgen. Para ello, está tratando de hacer respetar el hecho de ser propiedad privada y organizar así el interés de visitarlo en forma racional y ecológica.

Se requieren 7 horas a caballo, en una intensa subida, para acceder a la meseta y esto es sin duda uno de los elementos que lo hacen más interesante y exclusivo. Sin embargo, la vastedad de estas montañas hace difícil controlar la presión que ejercen los grandes centros urbanos que la rodean y de quienes desconocen su característica de propiedad privada.

En la parte inferior, junto a la Laguna de Aculeo, mantiene lomajes cubiertos de espesa vegetación esclerófila, tal como fue el valle central a la llegada de los españoles.

Su familia, o grupo de amigos puede tener la mejor distracción, cabalgando o pasando un día de campo, haciendo treking, cabalgatas guiadas de distintas duraciones y hasta un hermoso bosque relicto con circuito de reconocimiento señalizado que puede ser visitado en una agradable caminata plana.

El fundo no ofrece mesas, piscinas ni comodidades, sino la posibilidad de sentirse transportado de época a un lugar donde la naturaleza se expresa en toda su grandiosidad.

Su visita al fundo Los Hornos de Aculeo, ayudará a que se mantenga y se cuide un lugar que ha captado el interés de distintas organizaciones como las Naciones Unidas y el mismo Gobierno de Chile, quienes están preocupadas de ayudar a protegerlo del avance del desarrollo descontrolado.

20513 veces
¿Te gustó el articulo? Compártelo
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone